Según sus propias normas, el Banco Central estaría quebrado

(*) Extracto del artículo firmado por el economista y publicado ayer por el diario La Nación.


Distorsiones de precios, crisis energética, atraso cambiario y deuda dolarizada son algunas perlas del collar explosivo que el kirchnerismo legará a la próxima administración. Por su rol clave y potencial de daño, el Banco Central ocupa un lugar de privilegio en ese entramado de bombas de relojería.

Por un lado, está la pérdida de reservas internacionales, no reflejada por la fraguada contabilidad oficial. Así como desde 2008 denunciamos el fraude en los índices oficiales de crecimiento, cuando nadie se atrevía a contradecirlos, ese mismo año alertamos que las reservas efectivas eran inferiores a las divulgadas por el BCRA.

Ese saldo bruto incorpora una serie de partidas que, por ser deuda de corto plazo, no están a libre disposición del Central. Con el tiempo, el maquillaje devino en flagrante simulación y hoy las reservas efectivas son, en el mejor de los casos, un tercio de las informadas.

Otra cuestión es el hundimiento patrimonial que sufrió el Banco Central. Si se tratase de una institución controlada por su propia Superintendencia de Entidades, se habría dispuesto hace rato su liquidación.

Su pasivo excede largamente el valor de los activos realizables. Está quebrado y no ha sido de súbito. Ahora, dos tercios de los activos son deuda del Tesoro: la mayor parte son pagarés a 10 años, no negociables; el resto son “adelantos” a un año. El deudor es un manifiesto insolvente --su gasto anual es 26 por ciento más alto que sus ingresos-- y sus proyecciones de caja no contemplan la devolución de esos fondos. Descontar ese incobrable arroja un rojo patrimonial de 609.000 millones de pesos.

Un tercer detonante reside en el pasivo contraído por el BCRA para esterilizar parte de la emisión monetaria que impone el crecimiento feroz del déficit fiscal. Suma 285.000 millones de pesos y sus intereses anuales superan los 85.000 millones, 20 por ciento más que los que erogó el Tesoro por la deuda soberana en 2014.

Ver el artículo completo

http://www.lanacion.com.ar/1777313-auditado-por-sus-normas-el-banco-central-estaria-quebrado

Featured Posts
Próximamente habrá aquí nuevas entradas
Sigue en contacto...
Recent Posts
Search By Tags